Skip to main content

La creación del monotributo fue una de las novedades más relevantes que trajo la Reforma Tributaria para las pequeñas empresas. Este es un impuesto opcional que busca la formalización y bancarización de tiendas de barrio, panaderías, peluquerías, entre otros negocios. Conoce la opinión de los expertos frente a este hecho, su impacto y operación para los pequeños empresarios.

La información aquí contenida es simplemente material informativo que se pone a disposición de las pymes. Es responsabilidad exclusiva de los clientes y las pymes el cumplimiento de la normatividad que le sea aplicable.

La nueva Reforma Tributaria y el monotributo

Ahora los pequeños productores y comerciantes tienen la oportunidad de elegir cómo pagar sus impuestos: si continúan haciéndolo de manera tradicional, impuesto de renta y pensión por separado, o a través del monotributo, mediante un pago único mensual, cuyo valor dependerá de su nivel de ingreso. Las tarifas para este año irían entre $40.000 y $80.000 mensuales dependiendo de los ingresos de los negocios.

Mediante esta figura, que quedó incluida en la más reciente Reforma Tributaria (Ley 1819 de 2016), el gobierno les otorgó beneficios a los contribuyentes que se acojan a ella, tales como cobertura de un seguro de vida y exequial, acceso al régimen de independientes de Cajas de Compensación Familiar, afiliación a la Administradora de Riesgos Laborales y aporte al Programa de Beneficios Económico Periódicos (BEPs), según información del Ministerio de Hacienda.

También, contempló una exención a la retención del impuesto de renta que se aplica hoy en estos comercios minoristas al utilizar medios de pagos electrónicos (datáfono, tarjetas de crédito y débito, entre otros).

Cómo se paga el monotributo en Colombia

Para que un pequeño empresario pueda optar por el monotributo debe tener ingresos brutos entre 1.400 UVT y 1.500 UVT, es decir entre $44 millones y $111 millones, durante el 2017. Además, su actividad económica tiene que desarrollarse en un establecimiento con un área inferior a 50 metros cuadrados.

También deben ser personas que puedan pertenecer al plan complementario de BEPs y cuyos negocios estén dedicados al comercio al por menor, la panadería, la peluquería y algunos centros de tratamiento de belleza, entre otros, que se encuentren clasificados dentro de las actividades económicas permitidas para este impuesto”, explica Miriam Piedad Pérez, Gerente de Impuestos Corporativos de Bancolombia.

Otra de las condiciones para poder realizar el pago del monotributo es que los comerciantes no realicen otra actividad económica simultáneamente, ni reciban dividendos que superen el 5% de sus ingresos totales.

Opiniones sobre el monotributo

El monotributo me parece positivo no tanto por lo que recaude el gobierno, que no será una cifra significativa, sino por el incentivo que les da a los pequeños comerciantes para su formalización y porque les permitirá ahorrar para su vejez, a través de los BEPs”, subraya el consultor y columnista económico, Mauricio Cabrera.

Algunos sectores, especialmente el de los tenderos, han mostrado preocupación respecto al monotributo, pues argumentan que la informalidad y el impago de impuestos se da porque es la única manera que encuentran para enfrentar la competencia tan desigual que existe frente a las grandes superficies, ya que estas pueden comprar grandes cantidades, y además tienen fácil acceso al crédito, mientras ellos deben pagar de contado y a precios más altos.

Sin embargo, Cabrera es enfático al afirmar que la informalidad no es la solución. Para él, la alternativa para los pequeños productores y comerciantes es acogerse a iniciativas como la del monotributo, al mismo tiempo que desarrollan esquemas de asociación, como con los que hoy cuentan las droguerías, por ejemplo lo que les permitirá comprar al por mayor, con descuentos o acceder a la financiación.

Impacto de la Reforma Tributaria

La Reforma Tributaria contempla cambios estructurales. Según Miriam Piedad Pérez, Gerente de Impuestos Corporativos de Bancolombia, esta hizo cambios al 48% del Estatuto Tributario aproximadamente, del cual un 25% aproximadamente se debe reglamentar o aclarar vía doctrina.

“Las operaciones hasta el 31 de diciembre de 2016 tienen unas normas fiscales anteriores a la reforma y unas bases contables de acuerdo con el Decreto 2649 de 1993; mientras que las operaciones a partir de 2017 contarán con normas fiscales nuevas, lo que traerá cambios en la parte de ingresos, deducciones, activos y pasivos de las empresas, ya que se parte de unas nuevas bases contables bajo un nuevo marco normativo, lo que va implicar conciliaciones y controles de las diferencias entre la parte contable y la fiscal”, expone Pérez.

De acuerdo con la Gerente de Impuestos Corporativos de Bancolombia, la conveniencia de la reforma dependerá del análisis que cada empresa haga de ella, pues al ser estructural cada negocio deberá evaluar las implicaciones que tiene su aplicación en temas clave como el IVA, los mayores controles que va a tener la autoridad tributaria sobre las operaciones que se realicen y el impacto en el cambio de las bases contables.

Por su parte, el consultor y columnista Mauricio Cabrera afirma que la reforma para las empresas implica una mejora, en general, pues bajaron las tarifas. “No es todo lo que se esperaba o de la base que se esperaba, pero sí hay una pequeña mejoría”, afirma.

Para él, el problema es que el impacto de la reforma en el corto plazo ha sido negativo para la economía en su conjunto, porque lo que hizo fue subir los impuestos a los consumidores y bajarlos a las empresas, con un problema y es que la tributación de los consumidores es de efecto inmediato y se sintió desde el 1 de febrero con la subida del IVA, mientras que la reducción de los impuestos a las empresas tendrá un impacto de mediano plazo.

Los pequeños comerciante pueden optar por el monotributo si tienen ingresos brutos entre $44 millones y $111 millones. También es necesario que su actividad económica se desarrolle en un establecimiento con un área inferior a 50 metros cuadrados, que no realicen otra actividad económica simultáneamente, ni que reciban dividendos que superen el 5% de sus ingresos totales.

Ponte al día en la regulación

La Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN) publicó la Resolución 000032, “por la cual se reglamenta el Artículo 66 del Decreto 730 de 2012 que da cumplimiento a los compromisos adquiridos por Colombia en virtud del Acuerdo de Promoción Comercial entre la República de Colombia y los Estados Unidos de América, en lo relacionado con los requisitos para la solicitud de trato arancelario preferencial”.

Descarga el documento y complementa la información

Resolución 000032 - 08 de junio de 2017
Descargar
Temas clave:

¿Te pareció útil este contenido?

Inscribirme

Suscríbete a nuestro boletín

1. Mantente actualizado con información semanal.
2. Ten a la mano temas de interés para tu negocio.
3. Entérate de lo último en tendencias para tu empresa.

¿Quieres ver más artículos de Actualízate?

Descúbrelos