Skip to main content
ico

¿Cuál será la senda que seguirá la deuda pública?

/Bancolombia/Categoria Capital Inteligente/Opinion28-09-2017

Por Equipo de Investigaciones Económicas
Grupo Bancolombia

¿Cuál será la senda que seguirá la deuda pública?

Es bien sabido que la caída de los precios del petróleo generó un impacto profundo en las finanzas públicas. Una de las principales manifestaciones de esta afectación es que el saldo de la deuda del Gobierno Nacional Central (GNC) ha presentado una tendencia al alza persistente en los últimos años. En efecto, después de un periodo de corrección, en la que el endeudamiento como proporción del PIB se redujo desde casi 43% en 2003 a 32% en 2012, a partir de 2013 el incremento ha sido acelerado y continuo.

Este aumento se ha dado a pesar de que en 2012 entró en vigencia la regla fiscal. Ya que en los últimos años el componente cíclico del déficit se ha ampliado (porque el precio del crudo está por debajo de su nivel de largo plazo y la economía crece por debajo del potencial), el balance total del GNC ha sido más negativo que el estructural. Como consecuencia, las necesidades de financiamiento se han incrementado, y al mismo tiempo el servicio de la deuda se ha encarecido.

El resultado de todo ello es que al cierre de 2013 el endeudamiento público retornó a los niveles máximos de hace 14 años. Este nivel está ahora justo por encima de la mediana de este indicador para los soberanos que están calificados en el rango de BBB.

Con estos antecedentes, ¿qué puede ocurrir hacia adelante? Las diferentes estimaciones al respecto sugieren que entre este y el próximo año el endeudamiento público vivirá un momento definitivo. De acuerdo con las proyecciones oficiales contenidas en el más reciente Marco Fiscal de Mediano Plazo, a partir de este mismo año el saldo de la deuda se reducirá de forma sostenida hasta llegar a 32,7% del PIB en 2027. En otras palabras, para las autoridades en la próxima década se corregirá la ampliación de la deuda que se dio en los últimos 4 años.

Nuestros cálculos, por el contrario, muestran un panorama más retador. En un escenario en el que incorporamos los recursos de la última reforma tributaria y asumimos que el gasto del GNC no aumentará en los próximos años, la senda que seguiría el saldo de la deuda sería descendente a partir del 2018. Sin embargo, el ritmo de descenso sería menos pronunciado que el previsto en el MFMP, y llevaría a que en 10 años el saldo de la deuda fuera de 39% del PIB, superior en 2 pps al promedio observado desde 2000.

Finalmente, formulamos un escenario en el que, además de los mayores ingresos que trajo la reforma de diciembre, incorporamos el hecho de que en los años venideros el gasto del GNC deberá incrementarse para hacer frente a necesidades provenientes de frentes como el posconflicto, la salud, la educación, las pensiones y las vigencias futuras por infraestructura, entre otros. Bajo dichos supuestos, el endeudamiento público continuaría con su tendencia alcista. En consecuencia, hacia 2024 el saldo de la deuda del GNC superaría el 48% del PIB, cifra que se acerca a la mediana de los países con calificación BB, que corresponde a un grado especulativo.

Como se aprecia, lejos de haberse resuelto con la reforma tributaria aprobada en diciembre, los desafíos para las finanzas públicas en el mediano plazo seguirán siendo sustanciales. Si las necesidades de gasto adicional se financian con deuda y no con ingresos permanentes, el país corre el riesgo de seguir en una tendencia que terminaría conduciendo a la pérdida del grado de inversión.

Por eso es tan importante la conformación de la comisión que estudiará en detalle el gasto público. Además, en el futuro la regla fiscal debería mejorarse al establecer que las metas de déficit se definan sobre sus valores nominales y no sobre los estructurales, de forma que se garantice que el endeudamiento esté bajo control.

Saldo de la deuda del Gobierno Nacional

¿Te pareció útil este contenido?

Continúe leyendo

14-11-2019/Bancolombia/Categoria Capital Inteligente/Actualidad economica y sectorial

En agosto, la cartera de créditos presentó la mayor variación desde septiembre de 2017

Agosto fue uno de los meses más importantes en los últimos dos años para los establecimientos de crédito y los bancos, porque hubo una mejora significativa en la dinámica de sus carteras en general. Conozca aquí un completo análisis de por qué se presentó esta notable mejora en las carteras de dichas entidades.

08-11-2019/Bancolombia/Categoria Capital Inteligente/Actualidad economica y sectorial

Proyecciones económicas de Colombia para 2020

El riesgo de mercado se materializa cuando variables como la tasa de cambio, la tasa de interés o el precio de las materias primas impactan negativamente los resultados de la compañía. De acuerdo con este concepto, conozca aquí cinco mitos comunes con relación a la gestión del riesgo del mercado.

07-11-2019/Bancolombia/Categoria Capital Inteligente/Tendencias

Certificaciones internacionales: clave para ingresar a nuevos mercados

Aunque optar por una certificación internacional no es de carácter obligatorio, se ha convertido en un requisito indispensable para ingresar a los mercados globales. Conozca cuáles son las certificaciones más importantes.

Suscríbase a nuestro boletín
Capital Inteligente

  • Para conocer
    el acontecer económico.
  • Para tomar mejores
    decisiones de inversión.
  • Para compartir
    información de valor.

Lo más reciente

Compartir

Enlace para Linkedin

Lo sentimos, no es posible encontrar el contenido que buscas.

Complementary Content
${loading}